29.4.16

[Reseña] El mapa del cielo

Cover

Título original: El mapa del cielo


Editorial: Plaza & Janés (2012)

Páginas: 740 (Pasta dura)

Serie: Trilogía Victoriana #2


Ten cuidado con lo que deseas... puede hacerse realidad 

En el caluroso verano de 1835, un hombre hizo soñar al mundo revelando que la Luna estaba habitada por unicornios, hombres murciélagos y otros seres fantásticos. Y aunque los telescopios no tardaron en demostrar que aquello no era más que una gran mentira, muchos prefirieron seguir creyendo que en la Luna se almacenaban los sueños que podían hacer más hermosas sus vidas.
Más de sesenta años después, su biznieta Emma Harlow, una huraña muchachita que aunque pretendida por lo más granado de la alta sociedad de Nueva York se considera inmune al amor, está convencida de que sólo podría enamorarse de alguien capaz de engañar al mundo como lo hizo su bisabuelo. Por eso exige a su más infatigable pretendiente, el millonario Montgomery Gilmore, un regalo muy especial para casarse con él: que haga creer al mundo que Marte está habitado, que reproduzca la invasión marciana descrita en La guerra de los mundos, la novela de H. G. Wells. Pero para Gilmore no hay nada imposible. Y los marcianos invadirán la Tierra, aunque esta vez sea por amor.

¿Qué ocurre cuando los sueños se convierten en pesadillas? ¿Tenemos que dejar de soñar?

Opinión
A ver, cómo puedo hablarles de esta novela sin revelar los misterios y sorpresas que contiene. Para empezar el resumen da bastantes pistas sobre la trama, pero como dicen los anunciadores de espectáculos: "que no le digan, que no le cuenten..." La obra completa es mejor, y si se da la casualidad de que leen ésta después de la primera, es probable que les sea más fácil seguir los giros y alusiones de la historia.
Pues si eso no te ha resultado suficiente, ahora tienes la oportunidad de vivir una auténtica invasión marciana. No la desaproveches y aventúrate en las próximas páginas con la valentía que te caracteriza. Esta vez no te advertiré de ninguno de los espantos que aguardan a tu pobre alma. Solo te diré que, si no apartas la vista, podrás ver lo mejor y lo peor del ser humano. Tal vez los lectores de espíritu impresionable prefieran entretenerse con alguna lectura más inofensiva.
Como se imaginarán, en El mapa del cielo los personajes se ven asediados por unos seres extraterrestres que planean una invasión a la Tierra de manera que recuerda a La guerra de los mundos de H. G. Wells. No obstante, también nos habla de magia y sueños, el anhelo de las personas porque la realidad no sea solo lo que vemos, a lo que estamos acostumbrados, sino que existen misterios más allá de la razón o la lógica.

La estructura es similar al primer libro de la trilogía, es decir, la narración se divide en tres partes más o menos independientes pero interconectadas entre sí, contadas por un narrador omnisciente, reflexivo y peculiar. Sin embargo, la relación entre las (en apariencia) tres historias es más estrecha que en El mapa del tiempo, lo que le da más cohesión como novela. 

El ritmo tiene sus altibajos, hay partes introductorias que establecen la situación de los personajes, después escenas más vertiginosas con persecuciones y enfrentamientos, y cuando menos lo esperas un cambio de dirección en los hechos. Además no se pueden dejar de lado las opiniones personales del narrador, que de vez en cuando menciona la desigualdad social, el papel de la tecnología o del destino, entre otras.  

También nos reencontramos con personajes conocidos, que nuevamente se ven arrastrados por las circunstancias haciendo que sus caminos se enlacen con el de los demás. Pero ha habido cambios desde su último encuentro, quienes antes eran enemigos se vuelven aliados, y otros que eran secundarios ahora tienen más protagonismo. A ellos se les suman los personajes nuevos, como el agente especial que investiga casos paranormales o la joven americana que le pide a su pretendiente que le reproduzca una invasión marciana.

Asimismo existe una subtrama amorosa que siempre se presiente, aunque a veces no destaque tanto entre la aventura, los peligros y las situaciones paranormales. Imagino que no soy la única a la que le gusta que el amor sea la causa que redima las almas, que convierta en mejores personas a quienes no actuaron correctamente en el pasado. Eso es lo que sucede aquí, cuando uno de los personajes que conocimos en la novela anterior se descubre enamorado y dispuesto a lo que sea por conquistar a la chica. Todo lo que antes me parecía egoísmo y arrogancia en él, ahora me pareció fuerza de voluntad y carisma porque sus intenciones cambiaron. Aún me cae un poquito mal, pero la pareja que conforma me gusta mucho.

Una de las cosas que me fascinaron en el libro anterior fue la mezcla entre realidad y ficción, que se podía apreciar más claramente en el hecho de que hubiera un personaje basado en el escritor H. G. Wells. En éste no sólo reaparece Wells sino que se introduce a otro escritor famoso, a quien el autor involucra en la primera parte de la novela mezclando datos reales con momentos ficticios, de manera que si desconoces su biografía puedes llegar a dar por verdadero todo lo que lees. 
[...] incluso sentía ganas de celebrar que así fuese, que la realidad en la que estaba condenado a vivir tuviera un doble fondo, que las fronteras que la razón del hombre había levantado para delimitarla se vinieran abajo de golpe, y lo que existía al otro lado se mezclara con ella, forjando una nueva realidad, una realidad donde la magia flotara en el aire y la fantasía que habitaba en los libros solo fuera la fiel transcripción de unos hechos vividos por sus autores.
Creo que en algún lado leí que Félix J. Palma consigue mostrar lo extraordinario en lo ordinario, ... o que lo ordinario parezca extraordinario, no recuerdo bien, el caso es que estoy de acuerdo con esa opinión, en las dos novelas que llevo leídas he quedado encantada con la forma en la que se introduce el elemento fantástico en la historia. En El mapa del tiempo, hasta casi el final de la historia seguí debatiéndome entre la duda sobre si todo era un truco o era fantasía; mientras que en El mapa del cielo, quizá debido a que el inicio era menos ambiguo, lo que me causaba incertidumbre era la preocupación de cómo se resolvería el entuerto.

5/5
Fue excelente, lo amé

Por todas las razones expuestas, creo que El mapa del cielo es una lectura maravillosa que les recomiendo a todos, pero en especial a los que les gusta el género fantástico. En el texto se mezclan aventuras de ciencia ficción, datos y personajes históricos del siglo XIX, y sentimientos como la amistad y el amor. La historia es exuberante en sucesos, divertida y amena por lo singular del narrador, con un muestrario de personajes creíbles y diferentes. 
Firma

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

¿Quieres comentar algo? Sólo recuerda que todos merecemos respeto, por lo que te pido que evites las expresiones ofensivas. Aunque no siempre pueda contestarles, sí leo todos sus comentarios. Que tengas un buen día, gracias por visitar mi blog ^-^