11.3.16

[Reseña] Marlene

Marlene - Florencia BonelliaTítulo: Marlene


Editorial: Punto de Lectura (2010)

Género: romántico, histórico, erótico

Páginas: 479

Nace el tango, nace un amor.
El tango nace en el barrio porteño de La Boca y un amor imposible crece en sus calles.
Micaela Urtiaga Four, más conocida como la divina Four, es la soprano con más éxito que pisa los escenarios europeos de principios del siglo XX. Pero la soledad y los recuerdos la hacen regresar a su Argentina natal en busca de un poco de paz y consuelo para su alma. Aunque el panorama con el que se encuentra en Buenos Aires no es precisamente el que esperaba…
Por culpa de su hermano, en su vida se cruza Carlo Varzi, el proxeneta más conocido del barrio suburbano de La Boca, un pequeño hombre sin escrúpulos, hijo de inmigrantes italianos que chantajea a Micaela, obligándola a cantar tangos en sus burdeles bajo el seudónimo de Marlene. Pronto surge entre ellos una atracción fatal contra la que les es difícil luchar, a pesar de que los dos saben que pertenecen a clases y mundos totalmente opuestos.
Me encanta cuando un buen libro está acompañado por una portada hermosa. La mezcla de claroscuro y la foto de la chica le quedan excelente. Además de lo superficial, me sentí atraída por este libro debido a que se ambientaba en un lugar y momento de los que he leído poco (Argentina, 1914). Anteriormente me han gustado las historias que cuenta esta autora, así que comencé a leer Marlene con mucha expectación. Aunque desarrolla una trama amorosa, no me parece que sea una novela romántica recomendada para todos, porque algunas partes se me hicieron demasiado realistas.

Micaela Urtiaga Four es una joven especial que ha pasado la mayor parte de su vida lejos de su familia. Después de una tragedia familiar es enviada a un internado a Suiza, donde conoce a una mujer que le marcará la vida. La monja Emma, cuyo verdadero nombre es Marlene, descubre el talento de Micaela para el canto lírico y la apoya en su carrera musical hasta que se convierte en la divina Four, la mejor soprano de su época.

Cuando Marlene fallece, Micaela decide regresar a Buenos Aires para alejarse de los recuerdos dolorosos. Al poco tiempo descubre que su hermano mellizo lleva una vida disipada y peligrosa, cuando una noche llega a su casa con una cuchillada en el vientre. Al interrogar al chofer de su familia se entera de que el atacante se llama Carlo Varzi, dueño de garitos y burdeles, un hombre temido por muchos. Micaela se arriesga a encontrarse con Varzi para proteger la vida de su hermano, pero él termina chantajeándola para que cante tangos en un local del barrio La Boca, donde ella se presenta haciéndose llamar Marlene.
  
Con esos inicios es fácil imaginarse que la relación entre Carlo y Micaela será difícil, pues a pesar del desprecio ambos se sienten atraídos físicamente (porque como no podía ser de otra forma los dos son extremadamente atractivos y sexis). Me gustó que los personajes fueran tan fieles a su tiempo y orígenes. Carlo es un hombre complejo con un pasado tormentoso, orgulloso, tosco, pendenciero y un machista a la máxima expresión (quizá lo único que no me gustó de él). En algunas partes de la novela me molestó esa actitud de amo dominante e insensible que tenía. Micaela me agradó por su elegancia, generosidad y valentía, pero en ciertos momentos también me exasperaba su indecisión y la actitud sumisa que adoptaba. Por supuesto si consideramos que en esos años los estereotipos de género establecían que hombres y mujeres se comportaran así, en realidad son dos personajes muy bien creados.

También me encantó cómo se van acercando poco a poco hasta enamorarse. Al principio me parecía una relación basada sólo en lo sexual, porque casi no hablaban para conocerse, pero lentamente fui vislumbrando los sentimientos de cada uno. Las escenas en las que bailaban tango son maravillosas, descritas magistralmente, donde se aprecia mejor el lado oscuro de su amor: violento, sensual e intenso.
La exhibición de su habilidad fue, quizá, mejor que la de él, e impulsada por el orgullo y la venganza, le demostró que él nada tenía que enseñarle. Carlo se pasmó. Sin embargo, exigido por el nuevo ritmo de su compañera, retomó el baile con el vigor de antes. Lo extasiaba el carácter felino y cortesano de cada movimiento, el roce de las piernas de Micaela con su cadera, sus pies rápidos y huidizos que esquivaban los de él, como si lo hubiesen ensayado por años.
La mayor parte del texto está contado en tercera persona desde la perspectiva de Micaela, con fragmentos intercalados en los que se aprecia el punto de vista de otros personajes. Destaca especialmente el lenguaje que se emplea en la novela, con muchas palabras propias del lugar y la época que dotan de verosimilitud a la historia (los ricos se expresan como ricos, y los pobres como pobres). Me encontré con muchos términos desconocidos, que sin embargo no me impidieron disfrutar de la lectura porque se entendían claramente por el contexto. 

Como único detalle negativo diré que en ciertos momentos me pareció que la trama se desordenaba. La primera mitad de la novela manejó muy bien el conflicto entre los dos (él la chantajea, ella canta tangos), pero después Micaela se aleja y Varzi desaparece de escena durante un rato; reaparece y el hilo central se reanuda pero entonces el tango brilla por su ausencia; mientras tanto, entre escenas hay indicios sobre un asesino serial de prostitutas cuya participación en la trama sólo se entiende al final. En mi opinión la construcción es algo caótica, si bien afecta poco a la obra.
4/5
En definitiva, Marlene narra el desarrollo de una relación romántica complicada, con personajes bien definidos que se conectan en una maraña de relaciones, que abarcan a varias clases sociales. A pesar de provenir de mundos tan distintos, como la ópera y el tango, los protagonistas encuentran un punto en común donde comprenderse y enamorarse a través de la música y el baile.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

¿Quieres comentar algo? Sólo recuerda que todos merecemos respeto, por lo que te pido que evites las expresiones ofensivas. Aunque no siempre pueda contestarles, sí leo todos sus comentarios. Que tengas un buen día, gracias por visitar mi blog ^-^